Regulación de Actividades en el Medio Natural

Lamina actividades en el medio natural

El medio natural de nuestra región, es un lugar  privilegiado para la práctica de deportes y actividades al aire libre.

La gestión del medio natural, debe estar encaminada a que el ciudadano pueda disfrutar de su tiempo libre conociendo, apreciando y amando la naturaleza y todos sus valores patrimoniales, con la garantía de conservación que estos recursos se merecen. Por otra parte, el disfrute de unos no puede suponer un perjuicio o molestia para otros.

Según la Encuesta de Hábitos Deportivos en España 2015, elaborada por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, más de la mitad de la población de 15 años en adelante (53,5%) practicó deporte en el último año. Entre los que practicaron deporte se aprecia una preferencia clara por las actividades que se realizan al aire libre. Las modalidades deportivas más practicadas no son fútbol, baloncesto o tenis sino ciclismo (38,7%), natación (38,5%), senderismo y montañismo (31,9%) y carrera a pie (30,4%). Esta tendencia, a realizar deporte al aire libre, reorienta la promoción de instalaciones deportivas hacia las que sirven al deporte en el medio natural (senderismo, carreras, ciclismo) y va a mejorar la salud de los ciudadanos, ahorrando costes al sistema sanitario. En la misma línea, se ha incrementado el interés por las competiciones realizadas al aire libre y, más concretamente, en el medio natural.

En nuestra legislación, es el El Decreto 63/2006 de uso recreativo, la acampada y la circulación de vehículos a motor en el medio natural, junto con la Ley 3/2008, de 12 de junio, de Montes y Gestión Forestal Sostenible de Castilla-La Mancha y la Ley 9/2003, de 20-03-2003, de Vías Pecuarias de Castilla-La Mancha, son los documentos legislativos que regulan estas actividades y establecen las limitaciones y los procedimientos de autorización.